Bush llamó a presidentes para informar sobre invasión a Panamá

0
2780

Documentos desclasificados sobre la invasión de EEUU a Panamá hace 30 años, revelan que el entonces presidente George H.W. Bush llamó a las 3:00 a.m. del 20 de diciembre de 1989 a los presidentes de México, Carlos Salinas de Gortari; Venezuela, Carlos Pérez, y al argentino Carlos Menem para justifiar la llamada operación “Causa Justa”.

Unos 600 archivos desclasificados de archivos que incluyen datos sobre muertos, juicios marciales por violación de derechos humanos y llamadas presidenciales han sido publicados en “Panama Files“, una plataforma periodística desarrollado por el colectivo de periodistas Concolón. Los documentos divulgados son producto de una alianza con la Comisión 20 de diciembre y el Centro de Derechos Humanos de la Universidad de Washington, según se explica en la página web.Publicidad

Los informes van desde 1977 hasta 2011 y corresponden a la Casa Blanca, los Departamentos de Estado y Defensa, el Comando Sur y organismos como el National Security Council y la CIA, entre otros.

Desde el minuto uno de la invasión, las obsesiones de los gringos eran tres: el cumplimiento de los planes, atrapar al general Manuel Antonio Noriega y el reconomiento por parte de los países de la región del nuevo gobierno juramentado en el fuerte Clayton la medianoche del 20 de diciembre de 1989.

George H.W. Bush dedicó una hora para llamar a Carlos Salinas, Carlos Pérez y Carlos Menem. Alegó que Noriega había declarado la guerra, su Ejército había asesinado al teniente de la marina estadounidense Robert Paz en un retén frente al cuartel central de las Fuerzas de Defensa, golpeado a otro y acosado a su esposa.

“A ese punto, no podíamos tolerar sus actos”, le Bush dijo al mexicano Carlos Salinas. “No podíamos permitir que Noriega brutalice a los americanos”. Lo bueno, agregaba, era que habían logrado reinstaurar la democracia en Panamá tras veintiún años de dictadura: había un nuevo presidente, y les pedía reconocer al triunvirato de Endara-Arias-Ford.

Los documentos revelan que a las 10:10 de la noche del 20 de diciembre de 1989 Bush y Endara hablaron.

Por varios meses, Bush insistiría en el reconocimiento con los mandatarios de distintos países y en organismos como la Organización de Estados Americanos (OEA). La OEA, las Naciones Unidas y la mayoría de los países de la región, habían condenado la Invasión.

Cuando Noriega se refugió en la Nunciatura reportaron sobre sus días allí, la gente que entraba, salía, merodeaba y la que se quedaba —una cable menciona a miembros de la organización terrorista vasca ETA.

Hay memos durante un año sobre las cifras de panameños muertos. Tras contar los cuerpos que ellos mismos enterraron en fosas y agregar las cifras proporcionadas por el Instituto de Medicina Legal, llegaron a la que mantuvieron para siempre: 202 civiles, 314 militares. Por esas muertes civiles y otros cargos, sometieron a tribunales marciales a 19 miembros del Ejército y 17 fueron condenados. Un documento precisa que tres miembros de la Séptima División de Infantería y uno de la 82nd Airborne Division fueron condenados por matar civiles.

A Noriega lo buscaron por todos lados. No estaba en su avión de Paitilla, ni en su casa de playa de Río Hato. En la Comandancia no lo encontraron. Finalmente dieron con su paradero: la nunciatura lo había acogido para la nochebuena, el 24 de diciembre.

Frente a la Nunciatura pusieron altoparlantes para que Noriega, desde adentro, escuchara 88 canciones de rock en repetición.

Respecto a los archivos del G2, aparentemente duerme en un frío almacén militar en Albany Georgia, una población ubicada en el centro de Estados Unidos. Se trata de alrededor de 15 mil documentos que reposan en 9 mil cajas que el Ejército norteamericano se llevó durante la Invasión.

En las cajas también existen notas con planes estratégicos para defender a Panamá en caso de un ataque estadounidense, e incluso material que podría cruzar la frontera a lo macabro. Por ejemplo, fotos del cuerpo torturado de líder revolucionario Floyd Wendell Britton Morrison, información sobre Jorge Tulio Medrano, quien en enero de 1970 secuestró un avión de la ruta Panamá-Bocas del Toro y fue ultimado por las fuerzas militares; sobre personas asesinadas y otras involucradas en tráfico de drogas y contrabando, y documentos recopilados sobre el asesinato del expresidente panameño José Ramón Cantera.

FUENTE: https://www.critica.com.pa/nacional/bush-llamo-presidentes-para-informar-sobre-invasion-panama-568326?fbclid=IwAR2v8_yEwOzpgZdvhtN0AMF_vKRopJ7f0Ai5E-SJlJsY8u_6LOMoY9sJhQk