Invertir en educación, ciencia y tecnología, la enseñanza del COVID-19 en Panamá

0
305

Desde hace algunos años, la comunidad científica panameña ha levantado sus voces para solicitar mayor inversión en educación, innovación e investigación científica, y la discusión volvió a estar sobre la mesa en medio de la pandemia del COVID-19.VERSIÓN IMPRESA

El secretario nacional de la Secretaría Nacional de Ciencia tecnología e Innovación (SENACYT), Víctor Sánchez Urrutia, sostiene que la pandemia encontró a un país medio preparado.

Urrutia explica que la inversión en los últimos quinquenios permitió contar con una buena capacidad de investigación, un cuerpo médico y expertos preparados, pero pudo ser mucho mejor si contara con la capacidad industrial de hacer pruebas, fabricarla los kits, y un sistema de salud unificado.

Indicó que la becas que financiamos por años para preparar virólogos, y profesionales en otras ciencias, dieron resultados en medio de esta crisis.

‘La inversión en ciencia ya está dando resultados, pero puede ser mucho mejor con un país que genere riqueza con conocimientos’, afirma el también docente e ingeniero egresado de la Universidad Tecnológica de Panamá (UTP).Regístrate para recibir contenido exclusivo

Urrutia sostiene que el conocimiento es la base de la economía y la sociedad modera, no el petróleo, el cobre, ni los recursos naturales, es el conocimiento el que hace a un país más resilintes, y Panamá lo ha hecho bien pero a medias a través de los programas de becas, aunque falta la inversión en infraestructura e investigación.  

‘Panamá era un país de renta media, ahora renta alta baja pero no está invirtiendo lo que debe invertir en educación, ciencia y tecnología’, agrega.

La nueva normalidad post COVID-19 en Panamá implicará muchos más procedimiento digitales, menos movilidad de personas e incluso menos uso de recursos, destaca el secretario nacional de Senacyt. 

Urrutia señala como dato curioso, el hecho de que en medio de la epidemia se hizo en menos de dos semanas, cosas que por años dejamos de hacer, como la digitalización de los pago obrero patronal, la digitalización de las formas de pagos, las firma digital, entre otros.

Con esto coincide, Martín Candanedo, presidente en Asociación Panameña para el Avance de las Ciencias quien asegura que la experiencia refuerza la importancia de tener recurso humano formado en las mejores universidades del mundo.

En medio de la pandemia del COVID-19, Candanedo destaca el rol que han desempeñado los científicos panamaños de instituciones públicas como el Indicasat, del Instituto conmemorativo Gorgas, y la Universidad Tecnológica (UTP) que son instituciones que año tras años vienen peleando por mejor presupuesto. 

En medio de la situación sanitaria, el experto también recordó la promesa del presidente de la República donde planteaba aumentar el presupuesto para el desarrollo de investigación. 

¿Qué hemos hecho bien y qué hemos hecho mal?

El presidente en Asociación Panameña para el Avance de las Ciencias resalta el hecho de que como país nos apoyarámos en la toma de decisiones basadas en evidencia e investigación científica,  aunque considera que nos hace falsa reforzar el apoyo a esas instituciones científica. También es una oportunidad para ampliar la evidencia científica a otras instituciones del Estado, en la agricultura o en el agua. 

Candanedo sostiene que como país ya hemos agotado el modelo de los servicios y es momento de una transformación de la economía viene a ravés del desarrollo científico e investigaciones que se convierten en patente que se traducen en equipo y conocimiento que se puede vender. 

FUENTE: https://www.panamaamerica.com.pa/tecnologia/invertir-en-educacion-ciencia-y-tecnologia-la-ensenanza-del-covid-19-en-panama-1163060