Las ballenas prefieren Panamá como punto de encuentro

Line Spacing+- AFont Size+- Print This Article
Las ballenas prefieren Panamá como punto de encuentro

La temporada de reproducción de ballenas jorobadas provenientes de Antártida, comienza en junio.

Panamá es un país privilegiado que podría convertirse en el primer destino mundial para el avistamiento de ballenas porque es el único punto en el mundo que tiene un área de reproducción de cetáceos de tan fácil acceso desde un área urbana, como el Archipiélago de las Perlas, además de otros centros en el Pacífico, a los que se llega desde Darién y desde Montijo.

La exhibición fotográfica ‘Ruta de Gigantes, Ballenas en la ciudad’, de la Fundación Albatros, que vuelve a partir de hoy a Panamá, después de una gira internacional de casi dos años, establece el itinerario de los grandes cetáceos del Pacífico que se reúnen en las aguas del istmo para cumplir sus ciclos de apareamiento.

Alejandro Balaguer, director ejecutivo de Albatros, explicó a La Estrella de Panamá cómo este tipo de presentaciones, con inspiradoras fotos, videos, gigantografías, redes sociales, un libro fotográfico, proyecciones de cortometrajes y conferencias sobre las ballenas, han despertado el interés en la población panameña e internacional sobre estos espectaculares animales y su necesaria protección..

El objetivo, agregó, es fomentar el aprovechamiento no letal de cetáceos, el turismo de avistamiento responsable y el valor de las áreas marinas protegidas para su conservación.

La muestra, que estará tres semanas en La Plaza de Ciudad del Saber y en el Centro de Visitantes del Canal de Panamá, Sector Atlántico, durante dos meses, reseña todas las facetas del comportamiento de los cetáceos, como sus rutas, desplazamientos, reproducción y compleja alimentación.

Balaguer sostiene que este trabajo contribuye positivamente a la conservación de los cetáceos y los ecosistemas acuáticos de los que dependen, porque acercan a los grandes mamíferos del mar a la población urbana que tanto puede hacer para defenderlos. ‘Con la Ruta, la gente se sorprende de la espectacularidad de las ballenas y se despiertan simpatías que influyen en la opinión pública y alientan los programas de conservación que tanta ayuda necesitan’, enfatizó. En algunos países, recalcó, todavía es importante establecer que es mejor proteger a las ballenas que comerlas.

El fotógrafo y documentalista recordó que ‘Ruta de Gigantes’ nació en junio de 2012, en el marco de la Reunión Ballenera Internacional celebrada en Panamá y desde entonces ha viajado por Latinoamérica y Estados Unidos, en busca de una mirada más amable del público hacia los océanos.

La exposición vuelve a Panamá con algunas novedades y se espera que entre 2014 y 2015 la Ruta visite unas 20 ciudades más.

Entre las innovaciones, la presentación de imágenes en 3D, que el público asistente puede visualizar desde su smartphone o tablet , bajando previamente la aplicación gratuita ‘Ruta de Gigantes’ en Apple Store o en Google Play. Asimismo, habrá ciclos de proyecciones todos los miércoles con talleres de capacitación de avistamiento turístico responsable, de cara a la temporada que empieza este mes de junio.

PRODUCCIÓN AUDIOVISUAL

La Fundación Albatros Media ha producido todo el material audiovisual de la exposición, con el respaldo de la Fundación Ciudad del Saber, ARAP, el Canal de Panamá, Fundación Natura, COPA, SERTV, ANCON, EcoSolar, Ford, Aguas del Istmo y Brash 3D. Cuenta su director, que desde el año 2000 comenzaron las expediciones, unas 50 en total, con un costo millonario que le ha sido imposible precisar y con la colaboración de las autoridades locales.

Un equipo de cinco experimentados colaboradores han recorrido más de 40 mil kilómetros siguiéndole la pista a lo que Balaguer cataloga como ‘los animales más preciosos y sensuales que se hayan conocido’.

Desde el Polo Norte hasta el Polo Sur, bordeando el Pacífico y el Atlántico, el grupo de expedicionarios ha logrado sumar una cantidad incontable de material audiovisual sobre las ballenas jorobadas, las grises y las azules.

LAS BALLENAS JOROBADAS

La muestra de la Ciudad Del Saber se centra especialmente en las ballenas jorobadas. Precisamente, de junio a diciembre es la temporada de reproducción de estas ballenas en el país, que llegan desde el hemisferio sur. Debido a la entrada del invierno, las ballenas emigran desde la Antártida, atraviesan las costas del Pacífico y llegan a Panamá en busca de las aguas cálidas en masivas reuniones de descanso parto, lactancia, crianza, reposo y socialización. Según Balaguer, para que Panamá se mantenga como este privilegiado punto de encuentro, es necesario un trabajo de correcta y responsable capacitación para respetar a las ballenas desde todas las áreas posibles, porque ‘si las ballenas se van ya no regresan’.

Para la nueva temporada de reproducción de ballenas en Panamá, Albatros organizará safaris fotográficos todos los fines de semana, de junio a septiembre, saliendo del Causeway de Amador hacia el archipiélago de Las Perlas.

‘El avistamiento de ballenas deja ganancias aproximadas de un billón y medio de dólares a nivel global. Es una fuente de ingresos única ante los efectos de sobrepesca global que empobrece a la gente de mar’, apuntó Balaguer.

Fuente: Laestrella.com.pa